2
portada de la novela de ciencia-ficción de jorge A. Garrido, Raken la ciudad del origen y el olvido

Raken, la ciudad del origen y el olvido

Raken, la ciudad del origen y el olvido de Jorge A. Garrido (Jerez de la Frontera, 1981, www.delaplumaalaweb.com, @Delaplumaalaweb), es un gran aficionado a la literatura, el cine y los videojuegos. Entre sus autores preferidos destacan Anne Rice, Stephen King y Alexander Dumas. Ha escrito también la saga Ojos de reptil, formada por los títulos ‘Cautivo de las tinieblas’, ‘El murmullo de la batalla’, y ‘Los hijos de Daes’.

En Raken, la ciudad del origen y el olvido nos encontramos en la década de los ochenta. Otros años ochenta. El planeta del que veníamos ha cambiado. Las naciones, los continentes y sociedades han desaparecido o lo están haciendo. Solo sobreviven aliados humanos en pequeños grupos dentro de algunas ciudades, donde pueden protegerse de su enemigo, los clomas. Una raza distinta, irracional y destructiva, a mitad de camino entre los hombres demoníacos y unas bestias crueles.

En Raken vive Fil, que trata de mantenerse vivo y cuyo único principio bajo el que actúa es el ser fiel a sí mismo. Capaz de lo mejor y lo peor, vive en una constante huida hacia adelante, hasta el momento en que conoce a Inara. Con ella llega un haz de luz a sus días, pero también el riesgo que conlleva comprender quiénes son los demás y quiénes somos nosotros.

Raken, la ciudad del origen y el olvido

 
rakenii
Dentro de la ficción más pura, esta es una novela calificada de ágil, con una fachada sólida pero muy espaciosa en su interior. Ciencia ficción y fantasía, pero aprovechada, útil, certera, precisa: ciencia. Treinta capítulos, siendo de alrededor de quince páginas la gran mayoría de ellos, por medio de una escritura regular y para una lectura que termina siendo de entre montañas.

En Raken, la ciudad del origen y el olvido destaca un estilo sin fisuras, marcado, deliberadamente directo, en el que el lector debe salir a la superficie de la primera persona para comprender dónde queda la orilla de la narración. Sabiendo que enfadado no se puede nadar, aunque feliz tampoco. Para nadar hay que usarse uno, y el autor lo sabe. Por eso el lector a veces puede prever el insulto, el problema de la próxima página. Y no debería suceder así.
Sin embargo, destaca con brillo cómo introduce en la narración de la primera persona a los restantes personajes, los nuevos escenarios, y los giros de la trama. En ningún momento nos cansará la voz del personaje principal. Al contrario, oírle contar lo que le ocurre nos incita a conocerle mejor.

En sus mejores páginas, Raken, la ciudad del origen y el olvido, se parece a Ina: decidida, ágil, regular, objetiva y voluntaria. Sobre todo en la primera mitad de la novela, cuando los personajes aún pueden desmarcarse de otros, decidir por ellos mismos. A medida que se desmadeja el hilo, como en una tragedia pierden capacidad de reacción y se ven envueltos en la sucesión de avatares que conforman la narración, al igual que la escritura que los crea, perdida ya de todas contención y entregada al encuentro del destino inevitable de la trama.

Raken, la ciudad del origen y el olvido con un ambiente propio de títulos como “En la carretera” y “Haven” o “The walking dead”, y con una trama de thriller que recuerda a algunas series como “Hawaii 5.0”, muy episódicas, con buenos y malos definidos, donde para el libro la acción es más importante que la motivación.

J. Porta
Editor Rating
  • Legibilidad
  • Interesante
  • Personajes
Puntos totales
Puntuación de usuario
  • Legibilidad
  • Interesante
  • Personajes
Puntos totales
Etiquetadas con:

2 COMENTARIOS

  1. Maria M

    Entiendo que es una reseña positiva, de lo cual me alegro, porque es una novela estupenda. Yo también hablé de ella en su momento. Pero…¿en serio? Porque te leo y creo que no hemos leído lo mismo. ¿Unos 80 que no lo son? Es el año 2080. ¿”Una lectura que termina siendo de entre montañas”? ¿Es necesario decir esto?¿”Enfadado no se puede nadar”? No te ofendas, creo que pretendes hacer uso de términos “profesionales” para conferir veracidad y seriedad a tu crítica y, en mi opinión, obtienes el resultado contrario. Si no fuera por la puntuación final no quedaría en absoluto claro lo que piensas de la novela. Un saludo.

    1. bukus

      Hola María!
      Gracias por tu comentario. En verdad no puedo responderte puesto que no la he leído, sí “Cautivo de las Tinieblas”; pese a que no puedo refutar ninguna de vuestras opiniones, creo que Jorge A. Garrido tiene mucho potencial y conozco, a la vez, la larga trayectoria de J. Porta en el mundo de la literatura.
      En resumidas cuentas, la literatura -como arte que es- es cuestión de apreciación.
      Un abrazo.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UN COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados. *